Clases de mecanica

Rate this post

Cuando me decidí por ser profesor de mecánica general ya sabía que era lo que realmente me apasionaba, la verdad es que desde muy pequeño me ha fascinado todo lo que tienen que ver con la mecánica y la robótica, sin duda supe enseguida que quería enseñar y que sería profesor de mecánica, quería enseñar a otros todo lo que yo sabía por eso en cuanto tuve oportunidad monté una academia en la que dar clases a los jóvenes que como yo quieren aprender.

En esta academia primero aprenden lo básico, lo más cotidiano, lo de todos los días y después vamos profundizando en temas más complejos y relativos. Para los más aventajados me encargo de comprar motores con los que pueden practicar, los desmontan, los montan, les sobran piezas, lo hacen mal varias veces y finalmente lo consiguen.
Luego entramos con la robótica una profesión con futuro, una profesión muy demandada y muy bien pagada, tener conocimientos de robótica puede abrirte muchas puertas en el mundo laboral y eso es lo que buscamos todos al fin y al cabo.

Mis alumnos van desde los dieciséis años hasta alguno de veinticuatro, por no decir que tengo un hombre ya con treinta y nueve años que quiere aprender a arreglar el motor de un coche. Saber de mecánica es algo muy bueno además sirve para muchas cosas y la mayoría de ellas muy útiles, teniendo unas nociones básicas podremos arreglar cualquier electrodoméstico, o echarle un ojo a cualquier coche o vehículo que no arranque. Sin duda aprender no ocupa lugar por lo que es bueno saber de todo un poco.

La formación culmina con un diploma con el que se acredita que los alumnos están especializados en mecánica y que son aptos para desempeñar cualquier trabajo que tenga que ver con este mundo, en empresas  para mantenimientos de máquinas especiales, en creación de aparatos robóticos y en varias cosas más. Estoy muy orgulloso de lo que he conseguido, además todos mis alumnos se gradúan, no hay uno solo que haya hecho el curso y no lo haya conseguido, la verdad es que es gratificante saber que estas formando a personas en algo útil, en algo necesario y que posiblemente sea su profesión predilecta. Las clases son económicas para que puedan realizarlas todo el que quiera y además con unos horarios muy flexibles para poder compaginarlas con el trabajo.